Compartir

Muchos pensaron que un concierto en miércoles, teniendo en cuenta que el día siguiente era laboral, podría tener a un público no tan animado como un fin de semana. Pero nada más lejos, Sexy Zebras junto con Kitai “asalvajaron” la noche de la Joy eslava.

Sobre las 20:30 aparecieron en el escenario Kitai, joven banda que supo perfectamente meterse al público en el bolsillo. Repasaron toda su trayectoria en un setlist que incluía desde sus primeros EPs hasta su largo Que vienen. Gran inicio de la noche el que se marcó la banda dejando un buen sabor de boca.

Después de dos años de gira, pasando por todos los rincones del país e incluso saltando el charco, los ‘putos’ Sexy Zebras aparecieron para dar el último concierto del año, pero esta vez en casa. Como ya nos tienen acostumbrados, aparecieron sin camiseta dispuestos a hacer sudar al público “adrenalínico” de la noche.

El #PogoFinal comenzó con Caníbales, así, sin piedad, haciendo a la gente corear la canción de principio al final. Gabi se dirigió al público de la forma que tanto los caracteriza: “Hola hermanos. Es un placer estar aquí con vosotros. Estamos orgullosos. ¡Qué os follen!” Continuaron con Visitantes, Vivos o Muertos, La Flaca y Babilonia. En uno de sus amagos a la gente, Jose se lanzó a un público salvaje sin parar ni un segundo de tocar.

A mitad del show dijeron que el concierto estaba acabando y que hora comenzaba el concierto de ‘Rock’ de los Sexy Zebras. Comentaron también que han sido muy afortunados por poder tocar en tantísimos lugares durante su última gira, y luego, en tono sarcástico, explicaron que se habían hecho ricos, y que gracias al dinero que habían ganado con sus canciones, podían comprar comida.

Después de tocar el estimulante Hijo de puta, se marcharon para volver a los pocos minutos y terminar el bolo por todo lo alto. Con Búfalo blanco y El fugitivo se despidieron, bajando Gabi en esta última al público para bailar con la gente. “Un placer para estos 3 chicos del barrio de Hortaleza” dijeron cuando se despidieron, y una gozada para los que pudimos disfrutar de los putos esa noche.

 

NO HAY COMENTARIOS

¡Deja tu opinión!