Compartir

La sala La Riviera de Madrid vivió este sábado la gran fiesta de fin de gira “Leave me alone” de las Hinds junto con Spring King y Baywaves.

La fecha ya llevaba en el calendario meses anotada. Después de girar por varias ciudades de nuestro país, Hinds finalizaron el Leave me alone tour en su ciudad natal el pasado sábado 7 en la sala la Riviera de Madrid.

Puntuales como un reloj, a las 20:00 horas saltaron al escenario los madrileños Baywaves. Su Hipnopop, como ellos mismos lo denominan, impresionaron a los primeros asistentes de la sala. En su set, no faltaron los temas de Only for Uz, su EP lanzado en marzo del pasado año. Un ambiente bastante agradable de un concierto que se hizo corto.

A eso de las 20:45 horas, le tocaba el turno a Spring King. Los británicos dieron el toque punk de la noche, que caldeó la sala e hizo bailar a todo público. Aprovecharon su visita a nuestro país para presentarnos Tell Me If You Like To, su álbum lanzado también el año pasado. La popularidad de esta joven banda está en aumento, teloneando en los próximos meses a grupos como Cage the Elephant y Kaiser Chiefs.

Poco antes de las 10 de la noche y sonando, como ya es tradición, You Sexy Thing por los altavoces, aparecieron en el escenario Amber, Ana, Ade y Carlota. Agarraron sus guitarras y empezaron a sonar los primeros acordes de Warning With the Curlin. Se dirigieron al público agradeciendo su asistencia y justo después, una divertida confusión hizo que Amber comenzara  a tocar Fat Calmed Kiddos, cuando en realidad iba Trippy Gum. Ana justificó que “llevaban 15 días sin tocar y que para ellas eso era muchísimo tiempo”. La gran actitud en el escenario, es la autentica personalidad de Hinds.

Continuaron con Warts, Walking Home, When It Comes to You. Volvieron a dirigirse al público para comentar ese dichoso tema que las etiqueta como un grupo de éxito solo fuera de España. “¿Vosotros creéis que cuando vamos a un pueblo de Francia, tenemos la sala tan abarrotada como hoy?” dijo Ana zanjando el tema entre los gritos de entusiasmo del público. Hicieron un pequeño cover de Soy yo de Marta Sánchez justo después de Bamboo. Y una vez terminaron de tocar Castigadas en el granero se fueron del escenario de una manera un tanto curiosa.  Tanto es así, que Carlota apareció en el escenario para explicar que era ese típico momento donde el grupo se va y la gente corea “¡otra, otra!”. Entonces se fué para volver a entrar en el escenario pocos minutos después entre risas e ironizando lo bien que les había salido ese momento.

Terminaron el concierto con Holograma cover de la banda, y amigos de ellas, Los Nastys. Y tras ese tema vino Davey Crockett (otro cover, esta vez de Thee Headcoatees) con su ya mítica invasión del escenario entre amigos y fans donde no faltaron las banderas con el lema #VivaHinds. La fiesta no terminó ahí. Con el escenario hasta arriba de gente, comenzó a sonar La bomba de King Africa, y con el público eufórico se trasladaron a la sala Ochoymedio donde contaron con Isaac (de Slaves) y Miqui Brightside.

Sin lugar a dudas, Hinds ofrecieron un concierto divertido y alocado. Un broche de oro para finalizar una gira que ha catapultado a las madrileñas alrededor del mundo. Como decian los Ramones “Gabba Gabba Hey!”

1 COMENTARIO

¡Deja tu opinión!